Lecciones para Transformar el miedo a Volar

Thumbnail

La consciencia sobre los cambios, hábitos o actitudes que uno tiene que hacer en su vida aumenta con la práctica regular y diaria de Atma Kriya Yoga. Cuando un Maestro plenamente consciente e iluminado como Paramahamsa Vishwananda está presente activamente en tu vida, las oportunidades y las experiencias en tu vida real para poder transformarte aumentan exponencialmente. Animaría a todos los Kriya Yoguis que aún no siguen a un Satguru o un Maestro Consciente a que lo hagan.

Hace unas semanas y meses se presentó una oportunidad de transformación cuando, de la nada, desarrollé el miedo a volar. Nunca tuve este miedo antes y como tuve una cantidad inusualmente grande de trabajo y otros viajes durante este período que no se pudieron evitar, tuve que enfrentar este miedo.

¿Qué aprendí después los muchos vuelos que había tomado?

Noté que mientras había turbulencias o baches aéreos como los llamo (sí, ¡las carreteras en África tienen baches!), durante el despegue y el aterrizaje, la intensidad de mis oraciones aumentaba drásticamente. Me hizo darme cuenta de que la calidad de mi sadhana (práctica espiritual) y mis oraciones puede ser mucho mejor y más intensa. Usé las oraciones para desviar mi atención y distraerla de las turbulencias. ¿Hago suficientemente eso en mi vida diaria, es decir, me concentro en el Gurú y Dios, o le presto más atención a las turbulencias o los baches aéreos en mi mente? También miraba continuamente la hora para ver cuándo llegaríamos al destino final. En otras palabras, la consciencia de mi destino final y mi viaje se intensificó. ¿Es la consciencia de mi objetivo en la tierra tan elevada? ¿Reviso o analizo periódicamente el programa de transformación que he establecido para mí? Estas fueron las preguntas que me llegaron.

Observé la naturaleza de mis relaciones con todas las personas cercanas a mí: mi familia, los devotos y mis amigos. ¿Cómo es mi relación con ellos? ¿Cómo puedo amarlos más y de forma personalizada a cada uno de ellos? ¿Interactúo con ellos cuando necesito algo de ellos o porque los amo?

El mayor recordatorio fue a cerca de vivir en el momento presente y trabajar para aumentar mi fe en Dios y en el Satguru. ¿Me había pasado algo? ¿Me había sentido inseguro? ¡Por supuesto que no! Me hizo ver cuánto, en teoría, mi mente estaba rendida frente a cuánto lo estaba verdaderamente.

Los vuelos eran cortos, pero qué largos parecieron debido al miedo. La vida en la tierra es corta o insuficiente para la transformación personal, pero qué larga parece cuando no nos centramos en el Amor. Me pregunté: ¿hago el mejor uso de mi tiempo a diario, y amo cada vez más y más?

Mi vuelo más reciente, después de pasar por el aprendizaje y el autoanálisis en los últimos meses, fue hace solo unos días. Fue de Frankfurt a Nairobi pasando por Estambul, después de pasar un tiempo fabuloso durante el festival Just Love, las celebraciones de Gurupurnima y la semana de país en el ashram Shree Peetha Nilaya, hogar de Paramahamsa Vishwananda. ¿Y adivina qué? En ese vuelo me di cuenta que, mi miedo a volar ya no existía. Se fue tan fácilmente como llegó.


Blog »